sábado, 4 de mayo de 2013

quizá miremos el documental de michael more, titulado psyco (sobre la salud en eeuu), o columbine (sobre los americanos y su amor sexual con las armas).

Quizá miremos lanata, y usemos o no, palabras como kretina, kagona, kaka, konchuda, etk etk.

Quizá miremos 123, o 234, o 567 o sino 678, y almacenemos en el estómago las veracidades recontra re confirmadas, re afirmadas y reafirmadas en un debate de solo reafirmar...se

Puede ser que caigas en cualquiera de estas consecuencias que dicta cada planteo o pincelada. Eso puede costar algo (el caer) o puede no costar nada.


Lo que si puede costar, es pensar que nada de eso es un dado por hecho. (sacando de lado las intenciones de los medios que producen estos materiales). Pero lo que si cuenta, lo que si enriquece es pasear estas ideas por la cabeza tratando no de pelear con cada idea lo que nos desenfoque nuestras generadas aristas, sino mejor pasearlas por la sesera para que mañana el pensar esté mas areado. Esté más atacado contra sus propios argumentos. Ya que muchas veces estos medios nos dejan con la sensación de cobertura a medias, de trabajo abandonado a la mitad, y pinturrajeado como para parecer completo y vestido de traje para parecer formal, nos intentan (pobres ilusos) de dejarnos estancados en su propia conclusión, y no de darnos solo el ápice que dispare la primera duda. La duda tartamuda, la duda que no puede terminar las frases. Como para que luego nosotros nos encarguemos de costearla hasta un puerto más sólido, o por lo menos de mantenerla sin ahogarse a la certeza de pegarse a la reflexión impartida. Es mejor mantener las ideas a flote, la que no funciona se hunde, la otra puede bancarse más tempestades, qué se le va a hacer. Es decir: no calienta qué tipo de orasión te llegue al mate, lo que importa es si es algo a investigar o tenés la certeza (la certeza que viene de uso temporal de pensamiento, y pruebas (las pruebas son siempre importantes)) como para desbancar sin lugar a dudas el soliloquio que ya nos comimos de puro zapping.

No hay comentarios: